Retiro de Yoga India 2019

Un mes después…

Fue nuestro secundo retiro de yoga al país que nos abraza siempre con una energía especial. La India siempre nos ayuda a conocernos y a reconocernos.

Cada día pasaba algo diferente, que nos enseñó a comprendernos mejor y a explorarnos a nosotros mismos. El programa del retiro comprendía dos prácticas diarias y visitas a distintos lugares maravillosos. Era increíble levantarse de madrugada tomar un chai y después salir a la terraza en lo alto del edificio para meditar, uniéndonos con el sonido de la lluvia matinal en la práctica. 

Teníamos solo dos semanas para compartir estos únicos momentos hechos de los pequeños detalles que nunca olvidaré…Anécdotas y diversión que iban del “quiero solo comida local..” al “no puedo comer comida local nunca más”. 

Aunque de todas maneras siempre encontrábamos que la mejor solución era comer en nuestro hogar de estos días del Retiro en la ciudad de Fort Kochi, que se llama “Breath inn” Homestay. Allí siempre dan la bienvenida, y con una sonrisa a cualquiera pregunta, te ayudarán. Es un lugar que está situado en el centro de la ciudad cerca de las callecitas más bellas y creativas por su arte. Por un lado la zona de  “Princess street” del Cochin con sus restaurantes típicos de comida india, asiática y europea,etc; y por otro lado el Paseo del Mar donde uno encuentra a los famosas Chinese fisher nets y lo que más impresiona es poder ver todo esto en vivo al tardecer.

El ambiente que creamos entre nosotros era lo mejor para ir hacia delante con las prácticas “Sadhanas” y lograr la buena y sana disciplina de un practicante.

La base del retiro era la llave de la experiencia de ver y sentir absolutamente todo lo que nos rodeaba con una mente serena y un cuerpo receptivo para conseguir toda la Prana del camino.

Recibimos también enseñanzas de medicina Ayurveda sus conocimientos asombrosos y tan necesarios para poder vivir de una manera sana y acorde con todos los seres vivos. Y entregamos nuestros cuerpos al masajista ayurvédico, para que nos desbloqueara con sus movimientos relajantes.

Fuimos también a otro estado de la India, Tamil Nadu – Madurai, a ver su increíble templo, y por el camino de Kerala visitamos Munnar, el lugar de las plantaciones del té, dentro de las junglas, entre las montañas. ¡Dormir y practicar allí era espectacular!

 

¡Gracias a los participantes del retiro por su voluntad y entrega!

Salimos llenos y a la vez ligeros de este viaje a la India.

Así seguimos adelante.

¡Damos la bienvenida a las experiencias de cara al 2020!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web.